Rabietas, Pataletas y Berrinches en niños en la primera infancia.

tira-de-mafalda2Cuando el niño hace rabietas, nos está diciendo que algo le molesta, quiere comunicarse y por su corta edad no puede hacerlo, se siente incómodo, quiere que le pongan atención, son reacciones comunes porque  quiere ser autónomo e independiente y  no puede expresar sus deseos adecuadamente.

Es así como está manifestación la hace a travésla respiración hasta poner su carita roja),  gritos, puntapiés, revolcones en el suelo,  manifestaciones  que desubica y  desequilibra a los padres  y así obtiene lo que  desea. Los padres no  pueden dejarse enganchar haciendo pataleta con el niño,  es un error común porque casi siempre se actúa  con agresividad bien sea verbal,  o física en el peor de los casos.  Se reacciona con gritos, palabras ofensivas al niño, y así la pataleta del niño se empeora, porque está recibiendo agresión del adulto y el necesita en ese momento comprensión. No es correcto ignorar al niño en el momento de la pataleta, se debe calmar, decirle  respira profundamente, tranquilízate y  me indicas que quieres, el padre se debe retirar por segundos del sitio de la pataleta,  y  pensar cómo se debe actuar, buscar una estrategia e influenciarlo con calma para que cese el berrinche.

Es importante que los padres se ubiquen en la edad del niño, estas manifestaciones de inconformismo se presentan desde bebes de 6 meses  de edad, hasta los 5 años aproximadamente, este rango de edad depende del manejo que se dé, si  tempranamente  se manejan y se  controlan,  se disminuyen rápidamente;  más avanzada la edad del niño más difícil de extinguir las rabietas.  Independientemente de la edad, del manejo de la primera rabieta, dependerá la continuidad o no de éstas.

Las normas y hábitos de casa, deben  ser claras.  Mantener claridad en los hábitos de higiene, alimentación y sueño, se ha comprobado que sí no se es flexible en éstos, se forma una personalidad de aceptación y no irritabilidad frente a la no consecución de los caprichos.  Los hábitos se forman desde la cuna,  los niños saben perfectamente cuando manipulan a los adultos.

No siempre satisfacerlo en todo lo que quiera, se le debe enseñar que las cosas se obtienen a su debido tiempo, es necesario que aprenda desde temprana edad que no todo lo que desee se le satisface inmediatamente.  SIEMPRE PIENSE EN SU HIJO Y NO EN LOS DEMAS, cuando se encuentren en  sitio público o reunión social, su hijo es prioridad de atención y debe ayudarlo a que se tranquilice, el adulto no merece su atención.   Es importante enseñarle al niño a manejar las dificultades y a elevar el nivel de tolerancia.  Al finalizar la pataleta,  dígale que LO QUIERE MUCHO y que lo que hizo está mal hecho y que no es la manera de solicitar las cosas.

Dra. Beatriz Parra
Psicóloga Clínica.
Especialista en Niños y Adolescentes.
Directora Clínica
Centro Psicológico del ApreHendizaje.

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Un comentario

  1. Blanca Nelly Gil Rodriguez

    Estoy interesada en sus reflexiones porque trabajo con niños de 0 a 5 años y tengo 2 hijos adolescentes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*